¿ Problemas con dolores músculos esqueléticos?

Es increíble cómo una silla puede influir en un dolor de espalda, y cómo el uso reiterado de esta puede generar dolores crónicos en el cuerpo.

Uno de los motivos repetidos en la baja laboral temporal es el estrés, pues influye en la salud integral, en la retención de talento y en la falta de productividad.

El estrés es considerado una enfermedad que, de no controlarse, puede significar la aparición de condiciones crónicas como la hipertensión o hasta la fibromialgia.

En un entorno laboral, es imprescindible que los muebles, y sobre todo las sillas, sean ergonómicos y adaptados para propiciar en los empleados una buena postura corporal, teniendo en cuenta la cantidad de horas que deben pasar sentados.

Sillas ergonómicas

Investigaciones realizadas en muebles para oficina han dado un giro muy interesante. La ergonomía no solo debería tener que ver con una postura física cómoda, que permita el descanso y la relajación del cuerpo para evitar un dolor de espalda.

Tendría que ver también con el rendimiento cognitivo y con los resultados de los empleados en factores como memoria, atención o flexibilidad cognitiva, que se refiere a esa capacidad cerebral para captar ideas y aprender tareas nuevas (vinculada a la creatividad).

La importancia de una silla que promueva niveles más bajos de estrés a la hora de trabajar es un elemento ineludible si no quieres que tus empleados sufran de dolor de espalda o muestren falta de productividad en sus labores.

Qué debe tener una silla ergonómica

Una silla ergonómica es la que se puede adaptar al cuerpo de una persona, teniendo en cuenta sus características físicas para poder repartir la presión de manera equilibrada.

Para no sufrir de dolor de espalda y bajar los niveles de estrés, una silla debería tener las siguientes características:

Regulación de altura en el asiento

Dependiendo de la altura de la persona y de la mesa y el monitor, el asiento deberá poder subirse o bajarse, de modo que los ojos de la persona estén unos centímetros por encima del monitor.

Regulación del asiento en profundidad

Es necesario dejar un espacio libre entre la parte interior de la rodilla y el borde del asiento para favorecer la circulación sanguínea (especialmente el retorno venoso) y evitar las varices.

Respaldo reclinable

Poder ajustar el respaldo ayuda a una correcta postura y al apoyo de la espalda sobre el mismo. Es fundamental para evitar un dolor de espalda que puede volverse crónico.

Diseño adaptable

Una silla debe contar con una prominencia lumbar, que mantiene la columna alineada y protege la zona lumbar. Esta prominencia aporta un apoyo estable y promueve una postura natural.

Debe contar un mecanismo sincro automático, donde el asiento y respaldo vayan  contigo en todos tus movimientos y se adapte perfectamente a tu peso y morfología.

Los brazos deberían ser regulables no sólo en altura , si no también en anchura y profundidad para poder usarlos de apoyo en todas tus actividades.

Antiestática

Esto significa que el material con el que está construida favorezca la disipación de la electricidad estática, y para ello deben tener un marcado ESD que evite la circulación de una corriente eléctrica momentánea y repentina.

Evitar la baja laboral

A veces sorprende lo fácil que resulta evitar enfermedades laborales solo con implementar algunos pocos cambios.

La retención de talento producida por un entorno desfavorable puede terminar drásticamente solo con tomar medidas en función de la comodidad de los empleados, para que puedan trabajar a gusto.

En Tabica Oficinas somos especialistas en sillas ergonómicas y estaríamos encantados en mostrarte todas las bondades de nuestros productos.

¡ Déjanos sorprenderte!!